Beneficios de la natación, ciclismo y correr

Andar en bicicleta puede tener mejores resultados de lo que te imaginas, ya que es “un ejercicio aeróbico de primer orden, económico, divertido e ideal para compartir con amigos o en familia”, explica vitadelia.com.

Pedalear se ha vuelto una moda ecológica de la que varias celebridades forman parte. Y es que resulta que andar en bicicleta es una buena manera de estar en condición sin ni siquiera darnos cuenta, dice nosotras.com.

Pero más allá de una moda, pasear sobre dos ruedas es una forma de vida, porque permite a las personas “avanzar hacia una movilidad eficiente, sustentable y equitativa”, publica el Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo, a través de “5% para la bicicleta”, una campaña para promover que del presupuesto de egresos del 2012, se destine por lo menos el 5 por ciento del presupuesto de transporte, al fomento del uso de la bicicleta.

Esto es con el fin de alcanzar buenos niveles de salud entre la sociedad, seguridad vial, independencia y reducción de contaminación, entre otras cosas.

Entonces, desplazarte en bici puede tener grandes beneficios para tu cuerpo, como para el medio ambiente. Aquí te presentamos 10 buenas razones para andar en bicicleta. Con información de los portales mencionados, de granabike.com, todossomosgeek.com y ciclismomexico.com.

1. Andar en bicicleta no dejará que caigas en depresiones. Se ha comprobado que las personas que montan bici sufren menos enfermedades psicológicas y depresiones. Esto porque el cerebro se oxigena más y permite pensar con facilidad, además segrega hormonas que generan adicción, una sana adicción.

2. Entre los beneficios que tiene andar en bici, encuentras que se reduce el riesgo de un infarto en un 50 por ciento. Leíste bien, en un 50 por ciento. Esto porque cuando pedaleas el ritmo cardiaco máximo aumenta y la presión arterial disminuye, es decir, el corazón trabaja economizando.

3. ¡Adiós a los dolores de espalda! Cuando adoptas una buena postura en el sillón para montar, con el torso inclinado hacia delante, los músculos de la espalda se tensan y se ven obligados a estabilizar el tronco. Y es que, recuerda que la inactividad provoca severos dolores de espalda, perdiendo la habilidad de amortiguar impactos.

4. Se reduce el colesterol “malo”, es decir el LDL. Además tu colesterol HDL, el “bueno” aumentará, puesto que los vasos sanguíneos se encontrarán mucho más flexibles y saludables, mientras que existen menos posibilidades de que éstos se calcifiquen.

5. Andando en bicicleta generas endorfinas, las llamadas hormonas de la felicidad. Lo notarás más cuando permanezcas sobre dos ruedas durante una hora, pero no te pases, si lo haces demás obtendrás los resultados contrarios.

6. Ahuyentas infecciones y hasta el cáncer. Esto sucede porque andar en bicicleta impulsa la potencia de tu sistema inmunológico. Pero sólo los esfuerzos moderados, porque los de intensidad máxima lo debilitan. Cabe destacar que este ejercicio es recomendado para personas con cáncer o sida porque el pedaleo hace que los fagocitos, células “come bacterias”, se movilicen de inmediato, aniquilando las que no ayudan a tu cuerpo.

7. Contrario a lo que se puede pensar, andar en bicicleta hace que tus rodillas funcionen de manera protegida. Así es, de las actividades donde hay golpeo, como los saltos o correr, aquí del 70 al 80 por ciento de tu cuerpo cae sobre el asiento, conocido sillín. Así que ni las articulaciones, ni los cartílagos soportan pesadas cargas.

8. Aunque las piernas son las más activas en este ejercicio, también estás trabajando la parte superior del cuerpo; pues permite mantener balance y equilibrio. Puedes ayudarte un poco, para tener mejor figura, haciendo algunas abdominales después de montar.

9. Andar en bici te ahorrará muchas visitas al médico, sin importar cuál sea tu edad. Y es que se ha visto que las personas que practican este ejercicio gozan de mucha mejor salud, con resultados siempre palpables.

10. ¿Aún no te animas? Los beneficios de andar pedaleando los podrás apreciar en los primeros 20 minutos. Lo recomendable es de 45 a 60 minutos lo más a menudo posible. Esto es lo que pasa por cada pedaleo:

10 minutos: mejora la articulación.

20 minutos: se refuerza el sistema inmunitario.

30 minutos: mejoras en el nivel cardiovascular.

40 minutos: aumenta la capacidad respiratoria.

50 minutos: aceleración del metabolismo.

60 minutos: control de peso, antiestrés y bienestar general.

bicicleta

Uno de los ejercicios más completos para trabajar tu mente y cuerpo es la natación; te mantiene en forma, fortalece tus músculos y tu memoria, por lo que es recomendable que se practique a cualquier edad.

1. Tu calidad de vida mejora. La natación te permite retrasar la etapa del envejecimiento; tu capacidad motriz aumenta, al igual que tu memoria, ya que se requiere mayor concentración y coordinación.

2. Hace que estés más alerta, con más equilibrio y que tengas un tiempo de reacción complejo más eficiente y rápido; las heridas tardan menos en sanar.

3. Quemas mayor número de calorías. En el agua tus músculos trabajan de cinco a seis veces más que en tierra firme.

4.La natación aumenta tu masa muscular y la tonifica; alarga tus músculos y mejora tu silueta. Una hora de este ejercicio te permite quemar hasta 600 calorías.

5. Tu cuerpo se hace más resistente, ya que la natación aumenta el grosor de tus huesos.

6. Tu organismo adquiere mayor movilidad y elasticidad. La natación permite ejercitar las articulaciones, aumenta su flexibilidad y el rango de movimiento.

7. Favorece la actividad del sistema cardiorrespiratorio.

8. Aumenta la flexibilidad de la columna y elimina los dolores.

9. Mejora tu circulación. Cuando nadas, le das un masaje a cada órgano de tu cuerpo, la sangre se activa y te sientes mejor.

10. El nadar relajas no sólo los músculos del cuerpo, sino también tu mente, por lo que tu estrés disminuye considerablemente.

natacion

A nadie se nos escapa, y parece que son evidentes, las enormes ventajas que para una persona supone correr regularmente. Los beneficios saltan a la vista de todos: cuerpos más delgados y en forma, mayor resistencia, mejora de las constantes cardiovasculares, mayor fuerza, agilidad y flexibilidad, entre otros muchos. Pero recientes estudios realizados por prestigiosas universidades en todo el mundo, han ido más allá, demostrando que correr aporta al organismo una serie de beneficios sorprendentes, que hasta ahora no se asociaban con la práctica de la carrera.

1.Mejora y ayuda a crecer el cartílago
Hasta ahora se pensaba que correr era malo para las rodillas y perjudicaba los cartílagos desgastándolos prematuramente por el roce. Sin embargo, un estudio realizado en Australia, en la Universidad Monash, concluye que aquellas personas que corrían regularmente incrementaban la producción de cartílago con respecto a aquellas que eran sedentarias; protegiendo así los cartílagos de la tan temida artritis.

2.Corriendo, ¡oirás mejor!
La Universidad de Bellarmine realizó un estudio sobre un grupo de mujeres corredoras y encontraron que aquellas que estaban en forma por practicar jogging regularmente, tenían un oído más fino en, aproximadamente, un 8% más que aquellas mujeres que no hacían ejercicio. Parece ser que el ejercicio incrementa el riego sanguíneo también en el pabellón auditivo, aportando una serie de nutrientes que ayudan a preservar un oído más en forma y mejor.

3.Mejora la respuesta ante el dolor
La prestigiosa publicación American College of Sports & Medicine publica un estudio realizado en Australia, entre un grupo de corredores y otro de gente que no lo hacía, obteniendo unos resultados sorprendentes. Y es que el grupo de corredores tenía un umbral de dolor más elevado que aquellos que no corrían. El estudio se hizo sobre personas que corrían una media hora en días alternos. Para no desvirtuar el estudio, la muestra se hizo mediante la presión de un torniquete en el brazo, no en las piernas que podrían estar más acostumbradas al sufrimiento.

4.Protege y mejora tu piel
Este es un experimento que se ha realizado sobre ratones y por tanto sus conclusiones sólo son extrapolables teóricamente a los seres humanos. Afirma que aquellos roedores a los que daban de beber agua con cafeína y luego los sometían a correr en el rulo durante un tiempo prolongado tenían un menor riesgo de contraer cáncer de piel mucho menor que el de los compañeros que sólo bebían agua con cafeína y no corrían.

5.Alivia los dolores de cabeza
Esta vez fue una universidad europea, la de Gotemburgo, en Suecia, la que encontró que aquellas personas que sufrían migrañas, redujeron en gran medida esos episodios tan dolorosos cuando se sometieron a una rutina de salir a correr cuarenta minutos, tres días por semana, durante tres meses.

6.Regenera el músculo
Hasta ahora se pensaba que la masa muscular se iba reduciendo y perdiendo no sólo calidad sino tamaño, a partir de una determinada edad. Esta teoría, parece haberla refutado la Universidad de Illinois, que demostró que el ejercicio, y más concretamente el correr, aceleraba el proceso por el cual las células del cuerpo generaban nuevo músculo. Así, correr puede estar asociado al retraso del proceso de degeneración muscular por el paso de la edad.

7.Correr relaja
La Universidad Metodista del Sur de Dallas encontró que existe una relación directa entre correr y la capacidad que puede tener una persona para relajarse más fácilmente. ¿Estás nervioso por alguna causa? Sal a correr, tolerarás mejor el estrés si practicas ejercicios de intensidad media-alta de forma regular.

8.Ayuda a prevenir el cáncer
Un estudio realizado durante 17 años sobre 2.560 hombres de edad mediana concluyó que aquellos hombres que eran más activos, porque practicaban ejercicio y corrían a diario, fueron los menos propensos a morir de algún tipo de cáncer, especialmente en lo que se refiere a cánceres intestinales o de pulmones. Cuanto más ejercicio hacían, mejores resultados se obtuvieron.

9.Te hace más inteligente
De nuevo la Universidad de Illinois, muy activa en todo lo que tiene que ver con el estudio de cómo influye el ejercicio y más concretamente el running en el organismo, estuvo comparando la influencia que correr ejercía sobre el cerebro, comparándolo con otro tipo de estimulaciones mentales. Sorprendentemente, encontraron que correr era el mayor estimulante del cerebro, por encima de otros estímulos. Correr fue de hecho, el único estímulo que incrementó de forma notoria las funciones cognitivas.

10.Fortalece los huesos
Ya se sabía que los ejercicios de carga e intensidad media alta contribuyen a aumentar la densidad ósea, protegiendo al organismo contra fracturas y la temida osteoporosis. Según han descubierto investigadores de la Universidad de Missouri, el ejercicio de alta intensidad, como correr, parece que es de las actividades que refuerzan de una manera más sólida y protegen mejor los huesos, haciéndolos más fuertes.

Fuente: Taringa

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: